Log in

Marta Harnecker en el CESO (Centro de Estudios Socio Económicos ) y ‘Chile Hoy’

Juan Cristóbal Cárdenas Castro, Junio 2019

Presentación del documento de Juan Cristóbal Cárdenas

Inmediatamente conocida la noticia de la  partida de Marta Harnecker,-15 de junio de 2019-,  solicité  a académicos jóvenes, breves notas que relataran actividades académicas de  Marta, en las que de diferentes formas coincidimos.

Envío este Documento  de Juan Cristóbal Cárdenas, que destaca la activa participación de Marta en el Centro de Estudios Socio Económicos, -CESO-, actividades que posteriormente ella replicó y profundizó en diferentes países de América Latina.

Juan Cristóbal Cárdenas, -chileno- realizó su Tesis Doctoral, en la Universidad Nacional Autónoma de México, UNAM-, sobre el CESO, y publicó un interesante documento que tituló “!Ojo con el CESO!”.

 

Conocí a Marta Harnecker en los años previos a su incorporación oficial al CESO. Ella se sintió muy identificada con las actividades del CESO y con el grupo sobre la dependencia. Las relaciones académicas y de amistad que surgieron en el CESO, Marta las mantuvo toda su vida.

 A fines de 1970, me incorporé en Comisión de Servicios, como representante del Presidente Salvador Allende,  en la Corporación del Cobre, cuya misión era hacerse cargo de las empresas del cobre estadounidenses que fueron nacionalizadas.  Durante los tres años del gobierno del  Presidente Allende me mantuve alejado del CESO, años en que Marta desarrolló sus principales aportes en el CESO y en Chile.

Es muy importante rescatar las actividades académicas, políticas, de educación y divulgación de Marta, y del CESO que  deben ser conocidas en Chile y en América Latina, a través del documento de Juan Cristóbal Cárdenas.

Orlando Caputo Leiva

Documento de Juan Cristóbal Cárdenas.

A mediados de 1968 la psicóloga Marta Harnecker regresaba a Chile tras pasar un lustro en Francia. Atrás quedaba la agitada París, donde conoció al filósofo marxista Louis Althusser, de quien llegó a ser, con absoluta seguridad, su más reconocida heredera intelectual en América Latina. En abril de 1969, Marta publicó Los conceptos elementales del materialismo histórico (México: Siglo XXI Editores), libro que la dio a conocer en el circuito intelectual latinoamericano. Antes, había traducido los libros de Althusser Pour Marx, que apareció en castellano como La revolución teórica de Marx (México: Siglo XXI, 1967[1965]); y Lire Le Capital, escrito con Etienne Balibar, que se tituló Para leer El capital (México: Siglo XXI, 1968[1965]).

En 1970 la pensadora chilena se incorporó como investigadora al Centro de Estudios Socio-Económicos (CESO) en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Chile, que a la sazón tenía como director al economista Pío García.[1] Una de las primeras actividades de Marta al llegar a ese Centro fue la organización de un Seminario sobre «El Capital de Marx», que tenía como finalidad “comprender los principales conceptos que Marx emplea en el estudio del modo de producción capitalista”, así como sus leyes fundamentales de funcionamiento. Se trataba de una “lectura pedagógica” de los tres libros que comprenden aquella obra. Entre sus actividades docentes, Marta impartió diversos cursos en la Escuela de Economía y en la de Sociología. Aquel año, también, circuló en el CESO un documento de trabajo de su autoría titulado «Política y clases sociales en Poulantzas (Estudio Crítico)» (Santiago: CESO, 1970).[2] Tras las elecciones presidenciales de septiembre, en las que Salvador Allende se alzó con la victoria, se dedicó, con Gabriela Uribe, a la elaboración de una serie de cartillas de formación política, destinadas a elevar el nivel de conciencia política de los trabajadores y a combatir la campaña del terror desatada por la derecha. Esas cartillas fueron divulgadas como un aporte del Comité de Unidad Popular del CESO, siendo reproducidas varias de ellas en diversas ediciones de la revista Punto Final.[3] Pronto esas cartillas dieron lugar a los Cuadernos de Educación Popular, primero como historietas[4] y, más tarde, propiamente como libros, que fueron reproducidos masivamente por la Editora Quimantú.[5] Esos materiales fueron discutidos con los trabajadores en distintos talleres y charlas. 

A partir de 1971, Marta coordinó el Seminario General del CESO, que se centró en el análisis de la transición socialista en la Unión Soviética.[6] En octubre de ese año participó como comentarista en el Symposium CESO-CEREN[7] sobre “Transición al Socialismo y Experiencia Chilena”, que contó con la presencia de destacados políticos e intelectuales chilenos y extranjeros.[8] Importante resulta resaltar la producción teórica de nuestra intelectual en su segundo año en el CESO, donde aparte del Cuaderno Docente titulado “Nuevas elaboraciones acerca de algunos conceptos del materialismo histórico” (Santiago: CESO, 1971), publicó el libro El Capital: conceptos fundamentales. Lapidus y Ostrovitianov: Manual de economía política (Santiago: Editorial Universitaria, 1971).[9]

                Una mención aparte merece el activo involucramiento de Marta en el proceso de Reforma Universitaria que tuvo lugar en la Universidad de Chile a partir de mayo de 1968 y que se desplegó en distintas etapas, hasta 1973. Esa participación la llevó a ser candidata en las elecciones del Consejo Normativo Superior realizadas en junio de 1971, en el marco de la renovación de autoridades contempladas por el nuevo Estatuto Orgánico resultado de la Reforma, y que estaría conformado por 65 consejeros académicos, 25 estudiantes y 10 no-académicos. La investigadora del CESO resultó electa consejera por la lista de la Unidad Popular, pero al poco tiempo se acordó repetir las elecciones de Rector, Secretario General y CNS en abril de 1972.

Es probable que para entonces Marta se encontrara ya abocada completamente a la organización del proyecto que la desveló durante los 15 meses que antecedieron al golpe militar. Nos referimos a la creación de la revista Chile Hoy, semanario que desde sus inicios se propuso “recoger y presentar todas las opiniones y planteamientos de quienes luchan por la construcción del socialismo en nuestro país” (ChH N°1, p. 3, junio de 1972). Se trató de una iniciativa plural que tuvo como artífices a Pío García, Theotonio dos Santos y Ruy Mauro Marini, quienes le propusieron a Marta que asumiera la dirección de ese proyecto periodístico. En total se publicaron 65 números de la revista, en los que se desarrolló, además, como activa reportera y entrevistadora. En las páginas de Chile Hoy quedó un registro de las innumerables entrevistas que realizó junto a Faride Zerán, José Cayuela, Jorge Modinger, Gustavo González y Víctor Vaccaro, entre otros. En las imágenes capturadas por el fotógrafo portugués Armindo Cardoso, se le puede ver entrevistando a Salvador Allende, Miguel Enríquez, Luis Corvalán, Luis Figueroa, Rolando Calderón, Carlos Prats, Radomiro Tomic o Renan Fuentealba, aunque también hizo lo propio con Carlos Altamirano, Mireya Baltra, Clodomiro Almeyda, Pedro Vuskovic, Alberto Bachelet y Fernando Castillo Velasco, entre otros. Igual o más significativas resultan las entrevistas realizadas a los trabajadores de los cordones industriales y de los comandos populares, a dirigentes sindicales, campesinos, obreros del salitre, del cobre; así, se “recogía lo que el pueblo iba sintiendo y las críticas que el pueblo hacía a esa gestión del gobierno” (entrevista; M. Manzoni, 1995). En Chile Hoy, como ella misma sostuvo, descubrió “lo maravilloso que puede ser el periodismo en época de revolución” (entrevista; R. Ruíz, 2016). En Chile Hoy cultivó una nueva metodología que le llevó a publicar más de 80 libros a lo largo de su vida.

Tras el golpe militar, producto de la persecución, Marta se vio obligada a asilarse en la Embajada de Venezuela. Luego de cuatro meses de encierro forzado partió al exilio. En los años que siguieron, Cuba se convirtió en su nuevo hogar, en el lugar desde donde aportó a la reconstrucción de la izquierda y al propósito de hacer posible lo imposible. La lucha continúa…

 

REFERENCIAS:

Cárdenas Castro, J. C. Una historia sepultada: el Centro de Estudios Socioeconómicos de la Universidad de Chile, 1965-1973 (a 50 años de su fundación), en De Raíz Diversa (Ciudad de México), Vol. 2, Núm. 3, enero-junio, pp. 121-140, 2015.

CEREN-CESO. Transición al socialismo y experiencia chilena. Santiago: Editorial Prensa Latinoamericana, 1972.

Marini, R. M. Memoria, c.1990.

Manzoni, M. Historia Oral: cuestiones metodológicas, 1995.

Ruíz, R. Marta Harnecker: marxismo, revolución y la izquierda, entrevista realizada en Chile, 2016.

Por su parte, la colección completa de la revista Chile Hoy puede consultarse en:

http://www.socialismo-chileno.org/PS/ChileHoy/chile_hoy/chile_hoy.html

 

 

[1] Sobre el CESO, ver Cárdenas Castro (2015).

[2] Concluido el 16 de octubre de 1969.

[3] Entre otras: “Libertad ¿para quién?”, “Democracia ¿para quién?” (Punto Final N°114), “Los amigos y los enemigos del pueblo”, “De la mayoría electoral al gobierno y del gobierno al poder popular” (PF N°115), “¿Cómo organizar al pueblo?” (PF N°116), “¿Cómo hacer más fuerte la unidad del pueblo?” (PF N°118), “¿Para qué organizarse?” (PF N°120).

[4] Ver “Medios de producción y medios de consumo”, “El gobierno y la movilización popular” (CEP N°2, 1970).

[5] Entre 1971 y 1973 las autoras elaboraron y divulgaron doce cuadernos sobre distintas temáticas: 1) Explotados y explotadores, 2) Explotación capitalista, 3) Monopolios y miseria, 4) Lucha de clases: las clases sociales en Chile, 5) Imperialismo y dependencia, 6) Capitalismo y socialismo, 7) Socialismo y comunismo, 8) El Partido, vanguardia del proletariado, 9) El Partido, su organización, 10) Dirigentes y masas, 11) Estrategia y táctica, 12) Alianzas y Frente Político.  

[6] Ver Marini (c.1990).

[7] Centro de Estudios de la Realidad Nacional, de la Universidad Católica.

[8] Como invitados internacionales estuvieron presentes en el symposium: Rossana Rossanda, Paul Sweezy, Lelio Basso y Michel Gutelman. Entre los funcionarios de gobierno, destaca la presencia del ministro de agricultura Jacques Chonchol y del ministro de economía Pedro Vuskovic. Como parte de los centros organizadores, destaca también la presencia de André Günder Frank, Franz Hinkelammert, Ruy Mauro Marini, Theotonio Dos Santos y Armand Mattelart. Ver CEREN-CESO, 1972.

[9] Que, de acuerdo con el prólogo, fue concluido por la autora en noviembre de 1970.

Leave a comment

Make sure you enter the (*) required information where indicated. HTML code is not allowed.

Bingo sites http://gbetting.co.uk/bingo with sign up bonuses